Martes 26 de septiembre del 2017

Enfermedades virales se mantienen como un problema de salud pública a nivel nacional y global

Integrantes de la Red Mexicana de Virología, representantes de 15 instituciones académicas y de investigación, presentaron el libro La Virología en México. Situación actual, Retos y Oportunidades, con el que se busca potenciar desde la academia el conocimiento de la virología y contar con un diagnóstico sobre la situación nacional para proponer acciones sustentadas en la evidencia.

En la presentación de la obra, en la que participaron 42 científicos, José Luis Morán López, presidente de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC), donde tuvo lugar el evento ayer martes, destacó que la obra es muy importante ya que “marca un estilo de trabajo que se ha estado tratando de impulsar desde hace muchos años pero que es muy difícil concretar: trabajar en grupo. La Red Mexicana de Virología marca un ejemplo para todas las redes que existen y que han sido promovidas en el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt)”.

Señaló que se trata de un trabajo importante que será de gran beneficio para los especialistas y personas interesadas en el tema. El libro fue auspiciado por la AMC con el apoyo de Conacyt, consta de 216 páginas en las que se abordan diversas enfermedades virales que continúan siendo un problema de salud pública a nivel nacional y global. Su impacto no es solo en la salud humana sino en el sector veterinario, pecuario, agrícola y ambiental.

El coordinador de la obra, Carlos Arias Ortiz, resaltó que las enfermedades virales también tienen un impacto social y económico, por ejemplo, el virus de la influenza en el año 2009 en México causó —en un periodo de cinco meses— una pérdida de 27 millones de dólares en la industria de la porcicultura y de alrededor de 2 mil 800 millones de dólares en pérdidas por turismo y comercio.

“El conocimiento de los virus permitirá atenuar su impacto y atenderlos oportunamente pues día a día se sabe de nuevas enfermedades, o que estaban restringidas a ciertas regiones, y de otras que han resurgido y se han dispersado con mayor rapidez”, dijo el integrante de la AMC.

“Este análisis identifica retos importantes para el desarrollo de este campo en México, hay posibilidades y perspectivas alentadoras, fundamentadas en la calidad del trabajo que hacemos, en el aumento de investigadores en el área y en los recursos humanos crecientes en formación. Consideramos que es importante coadyuvar con los esfuerzos de los sistemas de salud pública para reaccionar ante las emergencias sanitarias de origen viral”.

Agregó que es muy importante que la virología nacional aumente su impacto social a través de la generación de productos tangibles, que se vea que no solamente se hace ciencia básica sino que los recursos otorgados pueden ser canalizados y los esfuerzos pueden ser dirigidos a generar productos tangibles y a producir información que pueda orientar a las autoridades para definir políticas de salud pública, animal y ambiental”.

Por su parte, Guillermo Ruiz-Palacios y Santos, comisionado nacional de los Institutos Nacionales de Salud y Hospitales de Alta Especialidad de la Secretaría de Salud, comentó que siendo este campo un área tan joven en nuestro país tiene un impacto muy grande a consecuencia de la gran calidad humana que lo conforma.

“Es muy afortunada y oportuna la aparición de este libro porque nos hará pensar sobre la necesidad de la interrelación entre diferentes áreas del conocimiento. El reto permanente es transferir este conocimiento a acciones como nuevas tecnologías, instrumentos, vacunas y tratamientos. Estamos en una etapa interesantísima en esta área pues se está concibiendo una virología multisistémica que no está determinada por un solo virus, sino que siempre puede haber interacción con otros que modifican la ecología de nuestro sistema”.

La Red Mexicana de Virología es parte las 83 redes temáticas del programa de Redes Temáticas Conacyt, la cual incluye a 11 mil 700 miembros, de los cuales 7 mil son integrantes del Sistema Nacional de Investigadores (SNI), destacó Julia Tagüeña, directora adjunta de Desarrollo Científico del Consejo. Con esta iniciativa se ha buscado contribuir a descentralizar la ciencia, esfuerzo que sí se ha logrado, ya que 67% de los miembros son del interior de la República.

“El reto es incrementar la colaboración al interior de las redes pues se ha observado que la interacción cruzada es de un promedio de 10%. Las redes han ayudado a disminuir asimetrías regionales e institucionales y de género. Sabemos que el 37% de los miembros son mujeres, lo cual corresponde al porcentaje de participación en el SNI. No hemos llegado a la paridad pero no estamos teniendo ningún sesgo, estas cifras son reflejo de cómo se encuentra constituida la comunidad mexicana” indicó.

El libro La Virología en México. Situación actual, Retos y Oportunidades está compuesto por once capítulos: Introducción; Diagnóstico del estado de la virología en México; Estado del arte de la investigación en virología en México; Importancia de los virus en la salud pública; Conclusiones y recomendaciones; Virus y sector pecuario; Virus y el sector agrícola; Virus y acuacultura; La virología en la industria farmacéutica; Ecología viral: interacciones bióticas y abióticas; Viroma humano y animal; Conclusiones y recomendaciones y un anexo.

Más artículos

Los peores y mejores alimentos para consumir antes de dormir
Salud al desnudo: Uno de cada 3 cánceres son evitables
Salvan a trabajador de amputación de pierna hasta la rodilla con alta técnica