Martes 5 de diciembre del 2017

Que Meade no representa aspiraciones del priismo, sino los intereses de organismos financieros

José Antonio Meade Kuribreña no representa las aspiraciones del priismo, sino a los intereses y compromisos que asumió el Gobierno con los organismos financieros internacionales, pudo más el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional que la tropa interna del PRI, sostuvo el senador Luis Humberto Fernández Fuentes.

El legislador del PT-Morena consideró que el hecho de que el PRI pueda postular a un no militante refleja del gran deterioro por el que están pasado y la desaparición de sus señas de identidad.

“Pareciera natural que en este momento de crisis de los partidos se opte por un candidato ajeno a la política partidista, pero no se trata de eso, no es sobre ciudadanos, es una concesión del PRI a los grupos económicos y de poder”, dijo.

Fernández Fuentes argumentó que el destape Meade se llevó en un proceso unilateral, monolítico, basado en sofismas cuando no en mentiras.

Comentó que si bien el Presidente afirma que el ex secretario de Hacienda fue autor de crecimiento económico, este reconocimiento es muy pobre pues durante su gestión al frente de la SHCP el crecimiento económico no suma más de 1.5%, muy por debajo de la expectativa de crecimiento que se planteó al inicio del año que fue de 2.5 puntos porcentuales.

“Peña sostiene que Meade fue impulsor del desarrollo social cuando no salió una sola persona de la pobreza, lo que es peor, de acuerdo con informes del Coneval, deja una población en condiciones de pobreza de 53.4 millones”, agregó.

Además, en su amplia trayectoria como servidor público nunca ha tenido una posición o un hecho que anuncie una postura de combate a la corrupción, recibió y tapó a todos sus antecesores en las secretarías.

“El PRI inicia su proceso electoral con un candidato ajeno, frío y distante. Sin duda, debe ser doloroso para la militancia de ese partido reconocer que entre los más de cinco millones de militantes no hubo ni uno bueno para candidato y tuvieron que pedir uno fiado. Hoy el candidato del PRI representa a la elite del poder, nada más”, concluyó.