Miércoles 04 de octubre del 2017

Brutal indiferencia del gobernador de Guerrero obliga a la quema víveres para damnificados

Es grave que la ayuda que debía llegar a los municipios afectados por los sismos en Guerrero se haya “echado a perder”, ya que el gobernador, Héctor Astudillo Flores, dejó que se dañara y para ocultarlo, la mandó quemar, denunció Beatriz Mojica Morga, Secretaria General del PRD.

“Guardar esa ayuda, que medios de comunicación reportaron que estaba en un predio a la intemperie en Chilpancingo y posteriormente quemarla, denota que la intensión de almacenarla es con objetivos electorales y con fines perversos de seguir dañando al pueblo de Guerrero”, aseveró.

Los municipios que fueron afectados por los huracanes y sismos en el estado están olvidados por el gobierno federal y local, por lo que “es una atrocidad no entregar esta ayuda”.

En este caso, el gobierno del estado tenía bajo su resguardo los víveres, por lo que “no hay excusa, pero si hay responsables” de que no hayan llegado a los damnificados.

Por último, Mojica Morga, exigió que se investigue y se castigue a los responsables de esta acción que muestra la indiferencia de sus gobernantes ante el sufrimiento de los 9 mil guerrerenses que sufrieron afectaciones.

Los cientos de víveres, entre ellos comida, colchonetas y cobertores, fueron enviados por la Secretaría de Gobernación a través del Fondo de Desastres Naturales (Fonden) para apoyar a las miles de familias que sufrieron daños en sus viviendas e incluso a quienes perdieron un familiar, pero en lugar de ser entregadas las almacenaron en el predio que arrendar el gobierno de Astudiilo Flores y por el cual pagan 150 mil pesos mensuales.