Miércoles 9 de agosto del 2017

La AMC y Pfizer, una alianza que acerca a los jóvenes a la investigación científica médica

Desde hace 14 años el Instituto Científico Pfizer participa en el Verano de la Investigación Científica (VIC), programa de la Academia Mexicana de Ciencias que busca motivar el interés de los estudiantes de licenciatura por el quehacer científico a través de estancias que les permiten tener un acercamiento con la investigación.

Víctor Pérez Abreu, director del VIC, destacó que desde 2004, cuando inició la participación del Instituto Científico Pfizer en este programa, a la fecha esta entidad ha otorgado un total de 444 becas para que estudiantes de los últimos semestres de medicina se incorporen durante el verano a importantes centros de investigación médica.

Este año Pfizer otorgó 22 becas a alumnos provenientes de la Universidad Veracruzana, Universidad de Guadalajara, Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca, Universidad Anáhuac, Universidad Juárez del Estado de Durango y Universidad Autónoma de Coahuila. “En esta ocasión los becarios que realizan estancias en la Ciudad de México en el área de medicina y ciencias de la salud representan el 17.2% de los 1424 participantes en XXVII Verano de la Investigación Científica.

Al respecto de las ventajas de realizar una estancia en algún instituto de investigación como becario Pfizer, Pérez Abreu señaló la rigurosa selección de alumnos, el prestigio de los investigadores anfitriones en el área de biomédicas y el peso que tiene la carta de recomendación del investigador anfitrión en el momento de solicitar una beca de posgrado. “Además, ser del VIC es una oportunidad de acercarse a la investigación en ciencias de la salud por primera vez, lo que lo hace una experiencia única”.

Y con el fin de dar seguimiento al desarrollo académico y profesional de quienes han sido becarios por parte de Pfizer desde 2004, el año pasado se inició una encuesta y esperan poder recabar toda la información lo más pronto posible, explicó Pérez Abreu.

Juan Carlos Molina, director del Instituto Científico Pfizer, resaltó la importancia de estimular y apoyar la investigación científica en las nuevas generaciones y que la Academia Mexicana de Ciencias, sin duda, ha sido una gran aliada en esta tarea.

Juan Molina indicó que además colaborar con el Verano de la Investigación Científica, Pfizer cuenta con el Fondo de Investigación para apoyar a científicos mexicanos, el cual “busca atraer a los jóvenes a la investigación para formar generaciones de científicos de alto nivel académico”, y agregó que “la ciencia y la investigación ofrecen una oportunidad única e inigualable para que los jóvenes sacien su sed de respuestas y exploren sus fortalezas y habilidades intelectuales”.

Durante la reunión con los estudiantes y representantes de la prensa, Molina destacó el reconocimiento que hizo la Asociación Americana de Estadística a Víctor Pérez Abreu al nombrarlo oficialmente fellow, una distinción a la carrera del investigador. Además, los becarios Pfizer de este año recibieron un diploma por su participación en una estancia de investigación.

Un acercamiento a la investigación Con el fin de que los becarios Pfizer de este año presentaran el trabajo que realizaron durante su estancia este verano, se realizó una sesión de posters. Demi Estefani Herrera Benítez, de la Universidad Veracruzana, colaboró en el Instituto Nacional de Neurología y Neurocirugía, y la línea de investigación en la que trabajó es en la identificación del virus JC en pacientes con esclerosis múltiple que reciben tratamiento con natalizumab.

“La esclerosis múltiple es una enfermedad desmielinizante e inflamatoria del sistema nervioso central, el tratamiento incluye medicamentos que modifican el curso de la enfermedad, tal es el caso de natalizumab, que se caracteriza por su eficacia clínica en comparación con otros fármacos; sin embargo, su administración ha sido asociada con la aparición de leucoencefalopatía multifocal progresiva en la que también se presenta el virus JC mutado”, explicó la universitaria.

El objetivo de la investigación en la que participó Herrera Benítez es detectar el virus JC e identificar la presencia de mutaciones en pacientes con esclerosis múltiple tratados con natalizumab, para evaluar si se debe continuar o no con la administración del tratamiento.

Entre los resultados de este trabajo de investigación y de acuerdo con la literatura científica, el virus JC es altamente prevalente en la población, sin embargo, no fue detectado en las 95 muestras control que se analizaron. “Por lo que es necesario analizar un mayor número de muestras en pacientes controles y en pacientes con esclerosis múltiple”, sostuvo la estudiante.

Pablo André Veronés Ortiz, de la Universidad Anáhuac, quien hizo su estancia de investigación en el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán”, trabajó un análisis multifactorial que se asocian con una calificación en el proceso de certificación de cirujanos generales a nivel de todo el país.

“Existen cuatro tipos de certificaciones en doce áreas de las ciencias quirúrgicas: entrenamiento, certificación, certificación vigente y certificación basada en la experiencia, y el objetivo de mi investigación fue saber qué factores se asocian al proceso de aprobación de cada una de las certificaciones”.

Así, con la información de 3294 sustentantes a algún tipo de certificación (de 2012 a 2017), se hizo el análisis y los resultados más importantes son que en la certificación de entrenamiento, la certificación y la certificación vigente sí hay participación de mujeres, mientras que en la certificación por experiencia las mujeres no participan.

Otros datos que se desprenden de este análisis, indicó Pablo André Veronés, es que a mayor edad menos aciertos, por tanto, no se logra la certificación; también destaca que las áreas con menores resultados de acreditación son neurocirugía y cirugía de tórax.

“Al identificar estos factores el Consejo Mexicano de Cirugía General, encargada de acreditar, promover y elevar el nivel de conocimientos de los cirujanos del país, puede implementar políticas o proponer cambios específicos en los programas académicos que se vean reflejados en las estadísticas de certificación de cirujanos”.

Más artículos

Inicia XXVII verano de la investigación científica de la AMC
Anuncian difusión de datos inéditos sobre construcción de CU
El Instituto de Ciencias Nucleares de la UNAM cumple 50 años