Viernes 23 de marzo del 2018

Buscan reformar el Código Penal y evitar actos vandálicos contra el suministro de agua potable

En la Comisión de Administración y Procuración de Justicia de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal se analizará la iniciativa para reformar el Código Penal local, con la finalidad de evitar actos vandálicos contra el suministro de agua potable.

Con la propuesta de modificaciones se busca resguardar la infraestructura hidráulica de cualquier amenaza que ponga en riesgo la vida económica, política, social y cultural de los capitalinos.

De acuerdo con la iniciativa presentada por la diputada Wendy González Urrutia, del PAN, se pretende imponer una condena de 5 a 15 años de prisión y una suspensión de derechos políticos de 1 a 7 años al que dañe, altere, destruya, impida o entorpezca ilícitamente la provisión de servicios públicos, en especial los del líquido vital.

“Es necesario considerar la posibilidad de que acciones no estatales busquen poner en riesgo la seguridad de las instalaciones y fuentes de abastecimiento de agua u otros actos dirigidos contra instalaciones estratégicas”, aseveró la legisladora.

Indicó, en tribuna, que con estas modificaciones se evitará la repetición de hechos similares a los registrados en más de 50 puntos de las delegaciones Venustiano Carranza, Azcapotzalco, Coyoacán, Iztacalco, Benito Juárez e Iztapalapa, donde fueron cerradas las válvulas que abastecen de agua potable.